in ,

Tips de Avast para la seguridad de los niños en Internet


De acuerdo con un estudio global realizado por la empresa Avast, el 90% de los padres ven a la exposición involuntaria al material para adultos; como una de sus mayores preocupaciones acerca del uso de Internet por parte de sus hijos. 7 de cada 10 (67%) de los niños que admitieron tener malas experiencias en línea durante el encierro, dicen que se vieron expuestos a contenido ofensivo, grosero y para adultos.

Lo anterior ha traído como resultado que los padres tengan que estar más pendientes de las páginas que visitan sus hijos; incluso tener conversaciones sobre sexo y relaciones a una edad más temprana de lo habitual. Esta misma encuesta muestra que, tan solo en México, 70% de los padres ha tenido conversaciones con sus hijos sobre el sexo; cuando tenían 10 años o menos, y sólo un tercio de ellos (36%) dijo tener planeada esta conversación con su hijo a esta edad.

Si bien la exposición a material de adultos y el sexting es una de las principales preocupaciones de los padres de familia; el uso del internet por parte de los niños también puede poner en riesgo a los dispositivos y los hogares. Los niños pueden visitar accidentalmente páginas falsas o hacer descargas de lugares poco confiables que pueden traer como consecuencia virus, malwares e incluso el robo de información.

En este sentido, Avast comparte algunos consejos para que los hijos puedan hacer un buen uso del internet:

  • Fomentar pláticas con los hijos. Tener conversaciones y orientar a los niños sobre la seguridad en línea, la privacidad y el ciberacoso es fundamental, ya que esto les permitirá conocer y desarrollar un criterio sobre lo que es lo correcto y qué no. Una encuesta realizada por Avast menciona que el 61% de los padres ha tenido conversaciones con sus hijos sobre qué es tener buen y mal comportamiento en línea.
  • Establecer controles parentales. Más allá de tener conversaciones francas y abiertas con sus hijos, los padres pueden tomar medidas adicionales para proteger a sus hijos. De acuerdo con Avast, el 44% de los padres se asegura de establecer controles parentales en cada dispositivo que utilizan. El 60% de ellos rastrean regularmente el historial de búsqueda de sus hijos y el 37% sólo permite el uso en línea en áreas comunes del hogar, como la cocina o la sala de estar.
  • Conocer las aplicaciones que usan los hijos. Los niños más pequeños generalmente usan los teléfonos inteligentes y las tabletas de los padres para conectarse; lo que hace que sea una tarea más sencilla monitorear qué tipo de aplicaciones usan que con los más mayores. Es importante asegurarse de que sus hijos descarguen aplicaciones de tiendas confiables ya que las tiendas de terceros tienen menos puntos de control de seguridad. Incluso las tiendas de aplicaciones de renombre pueden albergar aplicaciones falsas, por lo que se recomienda verificar antes de descargar.
  • Hablar sobre la divulgación de la información en línea. Todo lo que se comparte (mensajes, fotos, actualizaciones sociales, registros, direcciones, números telefónicos e información financiera) puede caer en las manos equivocadas. Por ello es importante hablar con los niños sobre la importancia de guardar la información personal para ellos mismos, sin embargo; en algunos casos es posible que se requieran pasos adicionales, como la implementación de algún software de monitoreo de actividades en línea. Si se usan este tipo de herramientas es importante ser transparente y siempre hablar con sus hijos al respecto antes de comenzar a utilizarlos.
  • Enseñarles a usar contraseñas seguras y cómo protegerlas. Los niños pueden llegar a compartir cosas con sus amigos, por ello, es importante que hable con ellos sobre la importancia de que no compartan con nadie este tipo de información. Es importante fomentar desde pequeños la práctica de tener contraseñas distintas y seguras y no reutilizarlas.
  • Alertar sobre las aplicaciones sociales falsas. Si bien los adultos recurren a herramientas como Zoom o WhatsApp para estar en contacto; se debe tomar en cuenta que las redes sociales que emplean los niños son más amplias. Existen todo tipo de espacios de chat disponibles para niños, incluso dentro de videojuegos y otras plataformas. Los piratas informáticos suelen promocionar aplicaciones de redes sociales falsas, ofreciendo caminos fáciles para conectarse con amigos. Una vez que atraen a los niños, los piratas informáticos pueden obtener y comercializar datos personales, tanto los de los niños de sus familias.
  • Desarrollar un plan de independencia digital. La independencia digital se refiere al momento en el que ya no tiene que controlar todo lo que hace su hijo en línea. Este es un proceso largo que se va desarrollando a la par del crecimiento del niño, y que tiene que ser planificado y acordado entre los padres y los niños. Para alcanzar la independencia digital es fundamental iniciar con las pláticas y asegurarse de crear un espacio seguro para la conversación. Es importante que sus hijos se sientan cómodos y en confianza de acudir a usted.

________________________________________________________________________________

Escúchanos y léenos también en https://www.facebook.com/tecnoempresa/ o si también puedes darte una vuelta por https://www.facebook.com/Ncuarenta


Repórtalo

¿Cuál es tu voto?

n 4.0 # 89 CFE Telecom, energía y niños, con @hugonzalez0, @perrusky y @tecnologeek

Repite Telefónica en Cuadrante Mágico para servicios de IoT