No alcanzó la tercia de reinas para el @IFT_MX, columna de @hugogonzalez1

No alcanzó la tercia de reinas para el @IFT_MX, columna de @hugogonzalez1

2021
0
Compartir

Nuevamente apelo a tu buen juicio y te pido que antes de juzgar lo que parecería una actitud misógina, comprendas que para mi las capacidades intelectuales y profesionales no tienen ninguna relación con el género. Nunca he pensado que ser mujer u hombre sea una razón por la cual alguien debe obtener un puesto, por lo tanto, no me gusta el reparto de cuotas de genero pues eso nos limita la oportunidad de encontrar personas capaces de desempeñar una actividad precisa.

Por eso, en una de mis últimas colaboraciones para El Heraldo de México escribí que no me gustaba la idea de que el concurso para suplir la vacante en el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) estuviera cerrado solo para mujeres pues considero (y consideraba) que eso nos iba a impedir saber si la eventual próxima comisionada sería más trucha que cualquier otro vato aspirante.

Ya lo dijo el Divo de Juárez ¿Pero qué necesidad? Ahora no solo no sabremos si hay mujeres que le den la vuelta a cualquier hombre en capacidad y talento, sino que además pudimos confirmar que no hay ni siquiera tres mujeres que pudieran aspirar al puesto. Me niego a pensar que no hay mujeres de ese tamaño, tal vez, simplemente no participaron; no obstante, creo que no era necesario el quemón. Las mujeres no lo merecen.

Ni modo, ahora a concursar niños y niñas revueltos, pero hubiera estado más chido saber que de todos los concursantes, de toda esa gama de talento y capacidad, una morra fue la mas fregona entre muchas mujeres y algunos vatos.

SALVEMOS INTERNET… uy que mello.

No quiero hacer el caldo gordo a quienes, movidos por probables  malsanos intereses; están asustándonos con el petate del muerto de que lo propuesto por el IFT, acabará con la sacrosanta neutralidad de internet. Eso es un sofisma. Las redes de internet nunca han sido neutras pues siempre se han privilegiado unos datos sobre otros y nunca te diste cuenta. Al principio se privilegiaron lo datos sobre la voz, después la voz IP sobre los datos, luego la navegación por internet sobre el correo electrónico, una vez más el straeaming sobre la navagación y todo ello para darle «carriles» exclusivos y no congestionados a servicios que hoy disfrutas. Si la red siempre hubiera sido neutra, nunca hubieran florecido muchas aplicaciones, servicios y empresas que hoy son indispensables.

Ahora bien, si lo que se busca es que no haya internet de primera y de segunda, entonces ¿debemos condenarnos a un internet básico, sin mucha potencia, ahí con unos cuántos megas de velocidad? Eso es lo que se generaría si a las operadoras de telecomunicaciones se les impide dar tarifas especiales o tratamiento especial a ciertos contratos, servicios o mercados. La competencia es la mejor regulación y si las telcos no pueden diferenciar sus productos o servicios de los de su competencia, muy pocos se animarán a romper el mercado.

Luego entonces, si tanto defendemos la libertad de internet, ¿por qué no defendemos primero la libertad de las autopistas? Suena chido y muy vendedor decir que no debería haber haber autopistas de cuota y que todas deberían ser autopistas libres. Entonces, sóplate las inseguras, lentas y sinuosas carreteras federales de dos carriles. ¿Verdad que no?

Lo mismo pasa con el internet. Yo defiendo el derecho que tengo de transitar por una carretera segura, bien iluminada, sin mucho tráfico, y en la cual los vehículos pesados no puedan transitar. Si tengo para pagarlo, tengo derecho a pedir ese servicio.

¿Y los más pobres, los que no puedan pagar ese servicio, peaje o cuota? Obviamente que lo ideal es que todas las carreteras federales (incluidas las de internet) fueran seguras, rápidas, amplias y bien cuidadas; ese es un anhelo que desde hace décadas se tiene en México pero seamos realistas, los impuestos no alcanzan para eso (y luego pa chingarla se roban el dinero). Por eso yo sí aplaudo como foca la estrategia del gobierno federal de querer llevar Internet para Todos, pues es una manera de poner una gran autopista federal al alcance y para que lo usen todos los mexicanos.

Ya estoy divagando pero no quería pasar la oportunidad de decirte que si por ahí oyes esa campaña de que necesitamos salvar a internet, no se las compres tan fácil. No es un juego de buenos y malos y sobre todo, la neutralidad de la red de internet es un mito.

Compartir
Artículo anteriorProyectos de Desarrollo Regional para Enfrentar Migración, Laura Rojas Hernández
Artículo siguienteWestern Union y MoneyGram cobran mayores comisiones: Profeco
Periodista especializado en Negocios y tecnologías de la información. Colaborador de Adriana Pérez Cañedo en NRM comunicaciones y de Eduardo Ruiz-Healy en Radio Formula, Columnista en el diario ContraReplica e integrante de la Barra de Opinión de TV Azteca ADN40. Fue columnista, editor de Negocios y comentarista de TV en Grupo Milenio. También fue columnista y analista en El Heraldo Media Group y en Reaktor del Grupo IMER. Comunicólogo tecnoruco y businnessrocker solidario, de mente fría pero apasionado por la creatividad. Le va al América y le encanta el albur y el doble sentido. Chairo de corazón y respetuoso de opiniones diversas. Amante de México y sus mexicanos chidos.

No hay comentarios