Interconexión, TLC y usuarios// Columna de @hugogonzalez1 en Milenio

Interconexión, TLC y usuarios// Columna de @hugogonzalez1 en Milenio

142
0
Compartir

Si yo fuera negociador del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC) tanto de México como de Estados Unidos, revisaría la resolución que tomó el Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel) en materia de tarifas de interconexión en telefonía móvil con la cual dejó una asimetría de 8 centavos entre lo que cobrará Telcel y lo que cobrarán sus competidores el próximo año.

Como sabes, el Ifetel definió la nueva tarifa luego que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) anuló la prohibición para que Telcel cobrará a sus competidores por recibir llamadas. Hasta hoy la asimetría, es decir, la diferencia entre lo que cobra y lo que paga Telcel era de 19 centavos, pero bajarla a 8 centavos representa una disminución (o ganancia del preponderante) de 57 por ciento. Al momento, Telcel no cobra nada y paga 19 centavos por minuto, pero para 2018 Telcel cobrará 2 centavos y pagará 11 centavos, ahí está la ganancia de 57 por ciento.

Es claro que esta nueva tarifa afectará los balances financieros de los competidores del grandote y por eso seguramente los abogados de empresas como AT&T están preparando la estrategia para combatirla y los negociadores del TLC estarán viendo como malas señales de México para la competencia.

Ante ese panorama, no estaría de más que pongas en tu calendario una nota para el 7 de noviembre y no se te pase la conferencia sobre La renegociación del TLC en materia de telecomunicaciones, con el doctor Francisco de Rosenzweig, la cual organiza la Barra Mexicana de Abogados y coordina mi cuate Gonzalo Martínez Pous.

Ahí va el agua

Sigo en el tema de la instalación de bebedores de agua en las escuelas, pues uno de Mis Amigos Chismosos (MACH) me regaña y me advierte que aún persiste la duda de qué pasará con el tema del mantenimiento de esta infraestructura. Estoy seguro de que esta duda será resuelta oportunamente, pero creo que para garantizar el éxito del programa será clave tener un buen plan de mantenimiento que garantice que los niños seguirán teniendo acceso a agua potable, que pueden consumir con la seguridad y confianza en su calidad. El Inifed nos ha dicho que las licitaciones incluyen un mantenimiento por dos años, pero no ha definido cómo se garantizará que después de ese periodo se mantengan en buenas condiciones de operación y sobre todo que el agua sea segura. A mediados de noviembre se lanzará la última licitación para cumplir con la meta de los 40 mil bebederos, la cual yo sigo viendo difícil, sobre todo cuando el titular de la secretaría responsable no nos precisa cifras al decir que “próximamente se instalarán otros tantos y después otros tantos” ¿Qué tantos, son esos tantos, señor secretario?

No hay comentarios

Dejar una respuesta